BRUSELAS,  BRUJAS Y GANTE  POR INMA REY

BRUSELAS, BRUJAS Y GANTE POR INMA REY

BRUSELAS

El corazón de Europa

Bruselas tiene el título de capital europea, pero ofrece mucho más que edificios gubernamentales. Es una ciudad que está a la última gracias a la variedad de lenguas, culturas y nacionalidades, que tiene su población. Con más de 80 museos, y su rica historia hace que tenga un atractivo cultural evidente.

 Puntos de interés 

Parada oficial en la Grand Place , para mi gusto la plaza más bonita del mundo, animada con sus cafés clásicos, con su ambiente que varia según la hora, por eso hay que verla varias veces al día, ya que de noche tiene un ambiente mágico por su iluminación especial. El protagonista de la plaza es sin duda es Hotel de Ville que es su ayuntamiento del siglo XV, con su espigada aguja. Rodeando la plaza verás  edificios y  las casas gremiales bellamente ornamentadas dedicados a los arqueros, armadores, carniceros, cerveceros, panaderos etc.

Moison du Roi,  que alberga el Museo de La Ville de Bruselas, con mapas antiguos, reliquias, cuadros y los 800 trajes del Manneken Pis.

Manneken Pis,  la más famosa fuente-estatua de un niño haciendo pipí, es el símbolo nacional perfecto para un país con cierto toque surrealista, su mayor mayor tiempo se encuentra vestido con algún traje relacionado con algún aniversario o fiesta nacional.

Galerias ST-Hubert, en 1847 se convirtieron en las primeras galerías  europeas, sus tiendas con arcos acristalados, así como el techo que deja la luz tras sus vidrieras, y hace que nos protejamos de a lluvia.

Centro Belga del Cómic, los belgas leen más cómics que libros, ellos adoran esta expresión creativa que tanto gusta a niños ya grandes. En su museo se centra en los personajes como Tintín, Los pitufos, Lucky Loke tec.

Murales de cómic, más de 40 murales cómic animan sus calles y callejones del casco antiguo.

Barrio Real, incluye el Palacio Real, el Palacio de Justicia y el Mont des Arts., Donde los principales museos de Bruselas ocupan algunos de los edificios de mayor magnificencia de la ciudad.

Museos Reales de Bellas Artes, alberga los Primitivos flamencos del siglo XV, con la Piedad de Van der Weyden. Los Brueghel, Rubens y sus discípulos, el museo de Magritte.

MIM, Museo de Instrumentos musicales  solo el edificio, sede de los grandes almacenes Old England, es un atractivo en sí mismo. Otra de las pasiones de los belgas es la música, y por eso este museo es tan especial, desde la colección de instrumentos, taller de sonidos y su restaurante que la última planta del edificio hacen que sea parada obligada.

Barrio de la UE y Etterbeek, su gran Parque del quinto centenario, Plaza de María Luisa y el Parlamento Europeo.

Los placeres de los Belgas:

El chocolate Belga,  cuadrados, redondos, rellenos, blancos, negros, marrones, envueltos, en taza, el chocolate belga es un arte. Hay locales exclusivos de los maestros chocolateros, entre los fabricantes populares figuran Leonidas, Neuhaus y Galler. El chocolate tiene su Museo del cacao donde ofrece la historia europea del chocolate.

La meca de la cerveza, dispone de más de 1.600 de cervezas exclusivas. En la Grand Place, en pleno corazón de Bruselas, puedes visitar el museo de las cervecerías belgas, que mantiene viva la tradición centenaria de la cerveza belga. 

BRUJAS

Es sin duda una de las ciudades medievales europeas mejor conservadas de Europa. Sus pintorescas calles empedradas, los canales de ensueño, plazas con altas torres, iglesias y sus edificios antiguos.

El corazón de Brujas gira en torno al amplio Markt (mercado central), rodeado de edificios medievales pintados de colores, y de terrazas para tomar una cerveza típica. Con sus coches de caballos que nos invitan a dar una vuelta por la ciudad. 

Uno de los símbolos de Brujas es la torre Belfort , es en realidad un campanario del siglo XIII, protegido por la Unesco. Se eleva 83 metros con sus 366 escalones, que al subirlos nos encontramos con el tesoro, y sus 47 campanas. Desde lo alto se divisan torres, tejados rojos ya lo lejos los molinos de viento.

Justo al este de Markt, está el barrio Burg que suele acoger instalaciones de arte moderno que contrastan con su entorno medieval. En esta zona se encuentra el Stadhuis, posee una fabulosa fachada cubierta con estatuas de los condes y condesas de Flandes.

 Brujas es un lugar donde la mitad del tiempo para disfrutar es perderse y la otra mitad encontrar de nuevo el camino.

El sur de Brujas, es un museo al aire libre con arquitectura gótica, iglesias, canales bordeados de sauces y plazas. Sus calles estrechas llenas de restaurantes y comercios locales. Aquí se encuentran los principales museos de arte flamenco renacentista. El  Beginjnof,  data del siglo XIII   encantador beaterio sigue siendo un oasis de paz. Antiguamente habitados por monjas laicas, que eran autosuficientes y ejercían también de enfermeras.

GANTE 

Ciudad universitaria con mucha vida, cuenta con un teatro de ópera, un puñado de museos, las iglesias más antiguas y muchos puentes sobre los dos ríos que serpentean a través de la ciudad. Gante está lleno de elementos que nos recuerdan al Rey Emperador: la calle Keizer Karel («Emperador Carlos» en flamenco), bares con nombres como pueden ser «Charles Quint» o «Carlos Quinto», y su estatua en el barrio de Prinsenhof, que fue una donación de la ciudad de Toledo.

Carlos V, el popularmente conocido como «Carlos I de España y V de Alemania», nació en Gante en el año 1500, hijo de Juana «la Loca» y Felipe «el Hermoso» .Fue punto de unión entre la historia española y la flamenca.

Muelle de los herboristas y de los graneros. Para disfrutar de verdad de Gante, debes sentarte en uno de los muchos cafés a lo largo del Graslei   y pasar una o dos horas bebiendo una cerveza fuerte o café bien hecho. El área Graslei y Korenlei es sin duda el lugar más hermoso en la ciudad, Llena de casas medievales portuarias conservadas y edificios, y de barcos turísticos que navegan las aguas en busca de la mejor foto.

El Castillo Gravensteen,  construido en 1180 de piedra caliza Tournai, actualmente es un museo fascinante de tortura en el que se exhiben dispositivos aterradores efectivamente utilizados en épocas pasadas.

 Atalaya, este campanario, que está en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, es el más alto de Bélgica, con una friolera altura de 91 metros de altura, ofrece unas vistas espectaculares de la ciudad. Puedes subir también en ascensor y andando con unas escaleras de piedra inclinadas y en forma de espiral son una auténtica aventura.

Flandes es un lugar mágico donde las sensaciones te van a cautivar, porque además de su historia y cultura,

su adoración al chocolate, la música y la gastronomía

le hace ser un destino maravilloso para conocer en familia.